RSS

Archivo de la etiqueta: estadio

Industriales y el irrealizable compromiso que nunca existió

Por Pedro Hernández Soto

images

¿Existió un compromiso o fue una quimera de algunos?

Se jugaba la más reciente Serie Antillana. Acudí al estadio Latinoamericano para ver el enfrentamiento de los Industriales ante la Isla de la Juventud , donde alinea mi nieto. Después de saludar a colegas y amigos me acerqué a Víctor Mesa le congratulé por su nombramiento y de inmediato le espeté: ¡Te gusta buscarte problemas! ¿Por qué te metes en esta balacera?

Sin dejar de exhibir una amplia sonrisa y atender a los sucesos del terreno, me contestó este hombre a quien conozco desde cuando era un jugador juvenil y participaba en los encuentros amistosos que organizaba el primer secretario del Partido Comunista de Cuba, en Villa Clara, Arnaldo Milián Castro   , durante jornadas dominicales en el estadio Augusto César Sandino.

“Ya terminé en Matanzas pero es necesario seguir levantando el béisbol en Cuba. No es posible que un equipo como Industriales esté ausente en las discusiones de los primeros lugares. Persigo clasificar y llenar este estadio”, me dijo a continuación, señalándome las vacías gradas del coloso del Cerro.  En eso llegó Carlos Tabares y le planteó algo sobre el calentamiento de los jugadores participantes que ya se alistaban y me despedí para no interrumpir el trabajo del colectivo de dirección.

Culminó la 57 Serie Nacional de Beisbol   para el equipo de la Capital y quedó en cuarto lugar, distanciándose del décimo logrado en la anterior campaña. Lo alcanzó tras mejorar el record de ganados para una primera etapa y pelear durante siete encuentros con Las Tunas, conjunto que lideró la mayor parte de la campaña. Siempre pensé que para la nueva directiva capitalina este sería un año de estudio, reestructuración, renovación y preparación para contiendas próximas.

Read the rest of this entry »

Anuncios
 
3 comentarios

Publicado por en 21/01/2018 en América Latina, Béisbol, Cuba, Deporte, Sociedad

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Beisbol. Errores y horrores

Por Pedro Hernández Soto

Una pregunta de un amigo periodista muy aficionado a los deportes, francamente provocadora, “me dio el pie para esta décima”. Él y este servidor, usamos a menudo este fraternal modo en nuestras frecuentes conversaciones.

Arbitro es agredido verbalmente por peloteos, directores y periodistas

Ilustración cortesía de Roberto Figueredo

Me la escribió para Café Mezclado, en un comentario que le colgó a mi trabajo Beisbol. ¡Ah, La culpa, la maldita culpa! , y dice: “Tocayo: ¿y cuándo vas a comentar lo de Juan Carlos Oliva, expulsado, que regresa al terreno para supervisar a los pitchers y cuando el árbitro lo requiere le mienta la madre y le quiere ir para arriba? Vargas no es un santo, pero no es el único”.

Allí le di respuesta pero me motivó a desplegar un despacho con todo lo que pienso al respecto.

¿Qué sustentos tengo? Pues seguir en detalle los encuentros que puedo, tanto de la liga nacional como foráneas; estar aprendiendo el beisbol desde que era un niño (acumulo 75 años y continuo analizando); la lectura y relectura de Los hombres de negro de José Antonio Fulgueiras (conocido como “La revelación de Macún”), Premio La Memoria 2009; Ediciones La Memoria; Centro Cultural Pablo de la Torriente Brau; La Habana 2011; y las declaraciones de César Valdés a raíz de su retiro voluntario -cuando ostentaba la categoría de jefe de los peritos cubanos y estaba catalogado como el mejor de ellos-, que apuntó entonces a Michel Contreras: “Y ahora resulta que nos han caído arriba en todas partes, como si nosotros fuéramos el mal de fondo. Es injusto y muy molesto”.

Read the rest of this entry »

 
 

Etiquetas: , , ,

Pavel Pino casi nos deja en cero hits cero carreras

Hace una semana, en juego de confrontación, le habíamos ganado en el Desa. Entonces le hicimos seis carreras limpias. Él tenía esa espina clavada. Por eso pidió lanzarnos. Y el sábado 21  nos encontramos en el Frank D´Bech, de Guanabacoa.

El estadio se ve mejor, el techo es nuevo y el terreno con la hierba bien corta con excepción del fondo del jardín central, alrededor de la cerca. Graderías y baños limpios, oferta gastronómica,  pero muchos escandalosos tratando de sacar de juego a integrantes de ambos equipos, de acuerdo a sus respectivas simpatías. Sì, el estadio ha mejorado del año pasado a la fecha. En el transcurso del encuentro vi que se mantiene pendiente “la asignatura” de la calidad del arbitraje.

Yo había llegado temprano al Desa (así se conoce popularmente al terreno de béisbol que está al costado del Teatro Nacional, en la Plaza de la Revolución), punto de salida del ómnibus que nos trasladaría. El equipo estaba completo. Los muchachos jaraneaban entre ellos, “dándose cuero”. Al poco rato arribó el director, Lázaro de la Torre, con la merienda y partimos. Cosa nueva, fuimos en dos ómnibus, los peloteros en uno grande, más cómodo, y los acompañantes en otro más pequeño. Así pudimos ir todos convenientemente sentados.

Ya en el D´Bech me instalé en la gradería, cerca de “la comisión de embullo” de nuestro team. Y al poco rato comenzó el juego. Je, je… y desde que Pavel se encaramó en el montículo empezó a dominarnos. Que la recta rápida…, que la slider…, que el cambio de velocidad…, que el pitcheo en zig-zag… y el juego avanzando, mientras el sol y el calor subían.

Al lanzador nuestro le cayeron encima en la tercera entrada y le hicieron tres; en la quinta, la puntilla con cuatro anotaciones más y menos mal que el jardinero central capturó un batazazo entre el derecho y el propio central, cerca de los 390 pies.  Y de coletilla la octava carrera en el noveno inning.

Por nuestra parte el primer hit apareció en la octava, fue un doblete del primer bate en el line-up. Ahí mismo quitaron a Pino, se había roto la posibilidad del no hits no carreras, y lo  libraron de un trabajo excesivo. En la novena pudimos hacer dos y hasta ahí las clases.

¿Y por qué yo fui tan lejos a ver un juego de pelota? Ah, porque el jardinero central y quinto bateador en el orden es mi nieto  Geovany, quien se fue en blanco en tres ocasiones aunque hizo dos buenas conexiones pero ambas le salieron de frente. Además logró una base por bolas e hizo una magnífica atrapada en los 390 pies, tirándose de cabeza.

Ahora, en el campeonato provincial de béisbol, Plaza tiene dos juegos ganados y dos perdidos (ante dos lanzadores de primera categoría: Odrisamer Despaigne y Pavel Pino). Viene una semana fuerte con juegos de martes  a domingo. Veremos.

 
1 comentario

Publicado por en 22/05/2011 en Cuba, Deporte, Uncategorized

 

Etiquetas: , , , , , , ,